« Volver

Helado casero de plátano y cacao

Recetas para niños

Recetas a partir de 12 meses

Puntuar Añadir a favoritos

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

60 min
(33)
Duración
Dificultad
33 Puntuación
Helado de plátano y cacao
Imprimir Sugerir

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

Instrucciones

Tiempo de preparación: 60 min

¿Quieres comerte a un divertido mono de chocolate y plátano? En esta receta vamos a enseñarte a crear un helado casero de chocolate sin azúcar y unas deliciosas galletas de nueces y pasas que le darán un aire divertido a la carita del mono. Ambas recetas son sin azúcar, pero dulces gracias al plátano en el helado y a las pasas utilizadas en las galletas. Una buena forma de ofrecer dulces a los más pequeños es hacerlos sin añadir azúcar, y buscando el dulzor de alimentos naturales como la fruta o la fruta seca. Los helados caseros son una buena opción para que los más pequeños disfruten de una opción fresquita y saludable durante los días de calor.

Las galletas también pueden ser una buena opción de receta para un desayuno o merienda, y se pueden conservar durante 2-3 días en un tarro de cristal.
Este tipo de helado se deshace con facilidad, con lo que te recomendamos que no tardes mucho en montarlo. También puedes preparar la masa y volcarla en un molde para helado y consumirlo en forma de “polo”.

CÓMO PREPARAR UN HELADO DE PLÁTANO Y CACAO:

  1. Congelamos los plátanos en rodajas un mínimo de 24 horas antes. Trituramos las rodajas de plátano junto con el ½ yogur y 1 cucharada sopera de cacao. Congelamos de nuevo.
  2. Con la ayuda de un procesador de alimentos trituramos: las nueces trituradas, los huevos, las pasas, un poco de ralladura de limón, los copos de avena y 1 cucharada sopera de cacao en polvo hasta obtener una masa homogénea. Hacemos formas redondas de diferentes tamaños (un poco más grandes para la boca y orejas y pequeñas para los ojos). Horneamos las galletas sobre una bandeja cubierta con papel de horno a 170º C (horno arriba y abajo) durante 8-14 minutos (en función del tamaño) o hasta que veamos que quedan ligeramente doradas. Dejamos enfriar.
  3. En las galletas de los ojos ponemos una base de chocolate blanco deshecho y una vez esté duro un puntito de chocolate negro deshecho, simulando los ojos. Con la mitad de las galletas grandes simulamos una sonrisa y una nariz con ayuda de un poco de chocolate blanco. 
  4. Montamos el postre disponiendo una bola de helado de chocolate (a modo de cara del mono) en un bol o en un cucurucho (si cortamos la parte de abajo del cucurucho será más estable) y pegamos dos galletas redondas a modo de orejas, la galleta a modo de cara y finalmente las galletas pequeñas a modo de ojos. 

¡Y ya está listo este delicioso mono hecho con helado casero de plátano y cacao!