« Volver

Pizza para tu peque

Recetas para niños

Recetas a partir de 2 años

Puntuar Añadir a favoritos

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

35 min
(16)
Duración
Dificultad
16 Puntuación
Cómo hacer pizza para tu peque
Imprimir Sugerir

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

Instrucciones

Tiempo de cocción: 20 min
Tiempo de preparación: 35 min

Una receta familiar y divertida, además de nutricionalmente equilibrada si se escogen bien los ingredientes, es la pizza. Hacer este plato típicamente italiano puede ser también un momento de nuevas experiencias para tu pequeño ya que puede colaborar a la hora de hacerla. ¡Prepárate para los manchurrones!

Para hacer pizza, necesitamos algo fundamental: ¡la masa! Y cuanto más fuerte se amase, mejor, así que ¡todos a amasar! Una vez amasado, se ha de dejar reposar, y mientras obtiene su merecido descanso, es momento de preparar la salsa de tomate y los ingredientes que van a cubrir la pizza.

Cada uno puede escoger los que quiera poner, así todos pueden disfrutar de su pizza favorita. Sin perder de vista que queremos una pizza saludable, podemos poner algún ingrediente que sepamos que les encanta a los niños, pero con medida, para que pueda seguir haciendo honor a su nombre. Así que tendremos que estar atentos a la cantidad de “ingrediente favorito” que pone nuestro pequeño a su pizza, para seguir manteniendo el equilibrio.

CÓMO PREPARAR UNA PIZZA PARA TU PEQUE:

  1. Primero, mezclamos todos los ingredientes que conforman la masa.
  2. A continuación, amasamos con un robot de cocina o con las propias manos, hasta que sea homogénea. Para esto se necesitan unos minutos.
  3. Luego, abrimos el tomate triturado y mezclamos con el resto de los ingredientes. Sazonar generosamente.
  4. Cuando la masa sea lo suficientemente fina, ya se puede cubrir con salsa de tomate y se le pueden añaden los toppings. Para finalizar, espolvorea con queso rallado por encima y se pone a hornear la pizza durante 15 o 25 minutos en un horno a 200 grados.

Consejos:

¿Quién dice que la pizza siempre tiene que ser redonda? Una pizza con forma de coche o barco pueden darle un toque distinto. El barco-pizza navega: el pavo o jamón imita las velas del barco, con los pimientos se puede hacer una calavera si es un barco pirata y los champiñones pueden servir como ojos de buey.

Si hacemos un coche, las ventanas se pueden hacer con maíz y las ruedas con lonchas de jamón, por ejemplo. ¡Deja volar tu imaginación para colocar los ingredientes donde mejor te parezca!

Y una vez listo: ¡a comer!