« Volver

Salsa de tomate

Recetas de salsas

Puntuar Añadir a favoritos

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

80 min
(22)
Duración
Dificultad
22 Puntuación
Cómo hacer salsa de tomate
Imprimir  Sugerir

La receta se ha añadido a tus favoritos.

La receta ya había sido añadida a tus favoritos.

Debes habilitar las Cookies para guardar tus favoritos.

Instrucciones

Tiempo de cocción: 31 min
Tiempo de preparación: 80 min

CÓMO PREPARAR UNA SALSA DE TOMATE:

  1. Cortamos una cruz en la parte inferior de los tomates y los escaldamos en agua hirviendo durante 1 minuto. Los enfriamos con agua muy fría o con hielos, los pelamos y los cortamos en dados. Reservamos.
  2. Pelamos y laminamos el ajo, lo rehogamos en una olla con el aceite. Pelamos la cebolla, la cortamos en juliana y la añadimos a la olla. Cocinamos a fuego medio hasta que la cebolla esté transparente.
  3. Incorporamos los tomates cortados a la olla y dejamos cocinar durante 30 minutos a fuego suave. Agregamos el azúcar, la sal al gusto y removemos.
  4. Disponemos la mezcla a un recipiente para batir y trituramos con la ayuda de una batidora hasta obtener una textura homogénea. Servimos y… ¡a disfrutar!

CONSEJOS PARA PREPARAR LA SALSA:

  • Cortamos una cruz en los tomates y los escaldamos para que nos resulte más fácil pelarlos, ya que la piel se separa ligeramente de la pulpa por los cambios de temperatura.
  • Si te gusta la salsa de tomate dulce pero no quieres añadirle más azúcar, puedes cocinar la cebolla más tiempo. Es decir, cuanto más se cocine la cebolla, más dulce será la salsa.
  • Es importante cocinar la salsa a fuego lento para que no se nos queme la parte inferior y para que todos los sabores se mezclen mejor.
  • El azúcar se añade para contrastar la acidez del tomate.
  • Añadimos al final el azúcar y la sal, porque como ha reducido la salsa, acertaremos a la primera la cantidad que se necesita.
  • Si te gusta una salsa menos ligera, puedes triturar con un pasapurés y si te gusta más, puedes colar la salsa una vez triturada.